En marcha la rehabilitación del Museo de Arte de Santander por 3.053.795 euros en 18 meses

El Ayuntamiento de Santander comenzará la próxima semana las obras de rehabilitación del Museo de Arte de Santander, según ha anunciado el concejal de Fomento, César Díaz, quien ha destacado que el proyecto supondrá una inversión de 3.053.795 euros.

El edil ha recordado que las obras cuentan con un plazo de ejecución de 18 meses y permitirán poner en valor un edificio que forma parte del patrimonio arquitectónico de la ciudad que, junto a la rehabilitación de la Biblioteca de Menéndez Pelayo y la nueva Biblioteca Municipal, formará un foco cultural de primer orden en el barrio de La Florida.

Díaz ha explicado que se están llevando a cabo los trabajos previos al inicio de las obras, como la instalación del cerramiento y las casetas en la calle Rubio.

“En pocos días dará inicio la rehabilitación del museo, declarado Bien de Interés Cultural (BIC), gracias a un proyecto elaborado desde el Servicio de Arquitectura que nos va a permitir mejorar su funcionalidad y adaptarlo a la normativa actual de seguridad estructural, utilización, accesibilidad y salubridad”, ha remarcado.

Las obras tienen el objetivo de recuperar la obra de uno de los más destacados arquitectos regionales, como fue Leonardo Rucabado; crear un museo con vocación de permanencia y capaz de competir con los más avanzados y modernos; y compaginar su actividad con equipamientos culturales de gran relevancia como el Centro Botín, el Espacio Pereda o la sede asociada al Reina Sofía.

Sobre las obras

El proyecto de rehabilitación contempla una superficie construida de 2.156 m2 distribuida en planta baja (568 m2), primera (566 m2), segunda (488m2) y tercera (532 m2).

Para garantizar su estabilidad estructural se va a intervenir en la cimentación, mediante la ejecución de micropilotes, y demás elementos de la estructura, adaptándose el inmueble a las necesidades actuales desde el más escrupuloso respeto a los valores del edificio.

Además de la reparación y refuerzo de la estructura original en pilares, vigas y losas, se sanearán los defectos de la fachada con el tratamiento de la piedra enferma, se recuperarán las molduras y ventanas originales y se prestará especial atención para conseguir un edificio eficiente desde el punto de vista de la demanda energética necesaria para mantener el confort preciso en este tipo de equipamientos.

La Florida, en marcha

Por otro lado, avanzan las obras de la Biblioteca Municipal y de la Biblioteca de Menéndez Pelayo, según ha destacado Díaz, para quien estos proyectos son una muestra de la apuesta del Consistorio por la cultura, con dotaciones que consoliden a Santander como referente en este ámbito.

Según ha descrito, los trabajos en la Municipal por un presupuesto de 1,7 millones de euros se encuentran en la fase de refuerzo estructural para posibilitar el uso de archivos compactos en plantas superiores, así como una adecuada distribución de cargas. En estos momentos también se trabaja en la reestructuración de la escalera principal para incluir el ascensor, del que ya se ha ejecutado el foso.

Díaz ha asegurado que ya se han completado los trabajos en cubierta con la nueva formación de pendientes, impermeabilización, demolición del antiguo casetón del ascensor y preparación de las bancadas sobre las que asentarán las máquinas de climatización.

Al tiempo se está interviniendo en las fachadas: en la norte, se han redistribuido los huecos de acuerdo con los usos de cada planta y se ha preparado para el nuevo revoco; en las fachadas sur y oeste, se ha asegurado la piedra mediante anclaje mecánico y se está terminando de limpiar; y ya se han colocado además los premarcos en todas las ventanas.

Respecto a la Biblioteca de Menéndez Pelayo, Díaz ha recordado que las obras cuentan con un presupuesto de 1.040.000 euros y forman parte de un protocolo de mayor envergadura firmado en su día por el ministro Iñigo de la Serna y la alcaldesa Gema Igual, para impulsar varios proyectos culturales en la ciudad, por el que el Ayuntamiento se ha encargado de la redacción del proyecto y la dirección de obra, y el Ministerio corre a cargo de su ejecución.

El concejal explica que hasta el momento se han instalado andamios en el perímetro del edificio, se han retirado las vidrieras para su restauración, se están eliminado los revocos en las fachadas y continúan los trabajos de recuperación de la forja en las puertas y ventanas de la biblioteca.

Gracias a esta actuación, se podrá llevar a cabo la rehabilitación integral del edificio, tanto de su interior como la restauración de las fachadas, cerramiento exterior y el propio jardín, lo que permitirá recuperar “el valor histórico, cultural y bibliográfico de la Biblioteca de Menéndez Pelayo”, sentenció Díaz.

Ir arriba