La Guardia Civil caza a un cazador furtivo de 49 años en Pámanes

Se ocultó entre la maleza ante la presencia de los agentes

La Guardia Civil de Cantabria ha procedido a instruir diligencias en calidad de investigado a un varón de 49 años de edad, como presunto autor de un delito de caza. Además, se le formulan varias denuncias administrativas, principalmente, por no portar la documentación que amparaba la tenencia de dicha arma.

Sobre las 13.30 horas del martes 30 de enero, la Guardia Civil recibió una comunicación que alertaba de una persona cazando en un coto de la localidad de Pámanes, y que podía carecer de autorización para realizar dicha práctica en el mencionado lugar.

Hasta el lugar se trasladó una patrulla de la Guardia Civil, localizando a un varón que portaba una escopeta del calibre 12 y estaba acompañado de dos perros de la raza setter.   Esta persona, que se había ocultado entre la maleza ante la presencia de los agentes, fue interceptada cuando abandonaba el coto por una de sus pistas, en dirección a su vehículo que se encontraba en una zona perteneciente al municipio de Liérganes.

Los agentes pudieron comprobar que carecía de autorización para cazar en el mencionado coto, no portando permiso de armas ni guía de pertenencia de dicha escopeta, si bien, la misma se encuentra legalizada a su nombre.   Por todo lo anterior, se instruyen diligencias por un presunto delito de caza, procediendo a la intervención de la escopeta.

Scroll al inicio