Vox vota en contra de la exención del pago de tasa de terrazas, «no se puede favorecer a unos sectores, dejando de lado a otros»

0
192

El grupo Vox en el Ayuntamiento de Santander ha votado en contra para la modificación de la ordenanza fiscal que permitirá la exención del pago de la tasa de terrazas a los hosteleros durante todo el año 2020.

El concejal de la formación, Guillermo Pérez-Cosío, ha indicado que “esta medida es una trampa, ya que, por ley, el Ayuntamiento no podría dejar de ingresar la tasa cuyo importe asciende a 320.000 euros y además esto va a repercutir directamente en los bolsillos de los santanderinos que tendrán que tapar ese agujero en la recaudación”.

La medida sorprendentemente había sido propuesta por el PSOE y aceptada por el equipo de Gobierno (PP-Cs). Además, en la modificación proyectada “se margina de toda consideración a los locales de hostelería que no tienen terraza y que ven como se alarga su agonía hasta que puedan abrir sus puertas de nuevo”.

Pérez-Cosío también ha recordado que “lo lógico y más beneficioso para todos hubiera sido sacar adelante nuestra propuesta de devolver el importe durante el periodo que no han podido utilizarse y reducir la cuota de la tasa de terrazas en un 50% durante lo que resta de 2020 y 2021, tal y como se ha hecho en un gran número de ciudades españolas y como ya incluimos en nuestro Plan de

Contingencia Fiscal”. “Eso y un posible aumento de la superficie destinada a terrazas, siempre que no perjudique a los vecinos, creemos que hubiera sido mucho más adecuado”, ha matizado el concejal.

Asimismo, desde Vox, reiteramos que “se está engañando a los santanderinos pues la exención del pago de esta tasa, al llevarse a cabo sin reducción del gasto, significa que de una parte de los impuestos que paguen los vecinos durante 2020 irá destinada a compensar los 320.000 euros que se dejan de ingresar”.

Lamentamos que desde la Alcaldía se haya caído en la demagogia modificando alegremente la ordenanza reguladora de la tasa sin contar a los santanderinos la verdad, que no es otra que habrá que compensar la falta de recaudación con otros ingresos que proceden directamente de sus bolsillos”, ha insistido el edil de Vox.

Pérez-Cosío ha recordado que “ni un solo euro de dinero público puede destinarse a otra cosa que no sea ayudar a los vecinos a salir de la emergencia sanitaria y económica en la que nos hallamos inmersos, pero siempre de manera eficaz, coordinada y pensando en todos”. Por ello desde Vox también se plantea un Plan de reducción del Gasto Innecesario que entre otros aspectos contempla la eliminación de subvenciones a organizaciones empresariales, partidos políticos, grupos políticos municipales y asociaciones cuya actividad no tenga naturaleza mercantil.

Para finalizar, Peréz-Cosío ha remarcado que “en plena crisis del Covid-19 desde el Ayuntamiento no se puede favorecer a unos sectores con rebajas fiscales dejando de lado a tantos otros”.

Imagen: Guillermo Pérez-Cosío, en el Pleno municipal.

What do you want to do ?

New mail

What do you want to do ?

New mail