“Hay 379 crímenes de ETA sin resolver y al menos 8 desapariciones sin esclarecer”

“Las víctimas del terrorismo etarra necesitan verdad y memoria, y es exigible el respeto institucional que ni el Gobierno de España ni el Gobierno vasco ni el Gobierno cántabro están demostrando”. Así se han manifestado los diputados de VOX en el Parlamento de Cantabria y País Vasco, Cristóbal Palacio y Amaia Martínez tras el encuentro mantenido este miércoles para valorar el aumento del acercamiento de presos de ETA por parte del gobierno central.

Junto al edificio del patronato Militar Virgen del Puerto de Santoña, Cristóbal Palacio ha recordado que fue en este lugar donde en 2008 cometió el atentado más grave perpetrado en Santoña el último trasladado a la cárcel de El Dueso, “una falta de respeto para los funcionarios de dicha prisión y, sobre todo, una falta de respeto a la familia de Luis Conde”, víctima mortal de aquel atentado

Cristóbal Palacio ha lamentado, que desde el verano de 2020, en menos de un año, el número de terroristas de ETA presos en la cárcel de Santoña haya pasado de uno a veinte, a su juicio, una prueba clara de cómo el acercamiento de relaciones entre el Gobierno Sánchez y la izquierda abertzale se está traduciendo en una aceleración del proceso de traslado de etarras a prisiones próximas al País Vasco.

Al tiempo en que Palacio anunciaba la presentación en el Parlamento de Cantabria de una proposición de ley de víctimas, “ante la pasividad del Gobierno de la región para que esta deje de figurar entre las pocas de España que carecen de un marco legal de este tipo”, Martínez recordaba que este proceso se está produciendo cuando aún hay 379 crímenes de ETA sin resolver y al menos 8 desapariciones sin esclarecer.

“Pese a ello, y sin que los terroristas hayan demostrado el más mínimo arrepentimiento ni atisbo de su disposición a colaborar con la justicia para que sepamos qué sucedió y quién cometió los crímenes, el Gobierno Vasco ya dispone de un plan para hacer realidad lo que el lehendakari Urkullu definió como resocialización de presos de ETA, y que en realidad son un cúmulo de facilidades para que más pronto que tarde salgan de prisión”, ha denunciado Amaia Martínez. La diputada ha insistido en sus sospechas de que esta sea una maniobra más para que en un plazo relativamente corto de tiempo dichos presos sean beneficiarios de privilegios penitenciarios fuera del alcance de cualquier otro preso.

Artículo anteriorLa ruta termal entre Liérganes y Solares es una “fortaleza turística”
Artículo siguiente“Cantabria en imágenes”, en el antiguo Consistorio pejino, hasta el 30 de abril