13/07/2024

nada personal, solo información

En Cantabria hay algún caso herpes zóster tras recibir la vacuna

La vacunación frente a SARS-CoV-2 ha llevado a que los dermatólogos de toda España estén recibiendo consultas sobre erupciones cutáneas en personas a las que se les ha inoculado alguna de las dosis frente al Covid-19. Este tipo de reacciones es algo que a los profesionales no les llama mucho la atención, ya que «se supone que el fin de una es proporcionar una reacción en el receptor». Al contrario: quieren aprovecharlas para aprender más acerca de la enfermedad. En la Comunidad de Cantabria el Servicio Cántabro de Salud tiene constancia de algún caso del herpes zóster, y alguno de ellos con la vacuna Pfizer y BioNTech.

Por este motivo, se ha puesto en marcha un estudio observacional descriptivo prospectivo y multicéntrico cuyo objetivo principal es describir mejor estas reacciones cutáneas y valorar si están relacionadas con la vacunación. Cristina Galván, dermatóloga del Hospital Universitario de Móstoles y una de las investigadores principales de este estudio, que se lleva a cabo con el apoyo de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV). Galván explica que, además de las reacciones inflamatorias locales comunes, han visto otro tipo de reacciones o reactivación de otras infecciones.

«Hay algo que debemos tener en cuenta, y que nos está enseñando mucho del coronavirus. Lo veíamos al principio, con los primeros picos de la pandemia, y lo vemos ahora tras inocular la vacuna: bastantes casos de herpes zóster. Se produce por reactivación del virus de la varicela y puede aparecer en cualquier momento de la vida.

«También se ve un porcentaje muy elevado de reacción inflamatoria local«, indica la experta, que matiza que no es muy intensa en cuanto al diámetro y que dura hasta unos cuatro días.  Sin embargo, sí están obsevando que algunas de estas reacciones locales son mucho más llamativas: son mayores, duran más y, en ocasiones, son tardías. Estas afectan a un 0,8 por ciento de media y «se han solucionado en todos los casos con tratamientos elementales y sin problemas». Las vacunas van dirigidas hacia los receptor ACE2 de la dermis, así que entra dentro de lo esperado.

«Hay otro tipo de manifestaciones cutáneas que se describieron en los ensayos de vacunas de Moderna, aunque también se ha visto casos en otras vacunas. Son unas reacciones inflamatorias bastante llamativas en zonas donde las personas se habían realizado rellenos dérmicos por motivos estéticos, por ejemplo con ácido hialurónico. Se han contolado con tratamientos. Incluso hay resultados buenos de tratamientos con inhibidores de antiogensinas», añade.

Otras de las reacciones que ven son de distancia. Generalmente, explica la dermatóloga, aparecen pocos días después de ser vacunados y desaparecen pronto. Algunas, sin embargo, aparecen de manera tardía. También están apareciendo otras recciones similares a las que veían durante la pandemia: pitiriasis rosada y erupciones vesiculosas.

Para saber más, por medio de encuestas van a recoger datos que serán revisados por un dermatólgo para que el análisis sea homogéneo. «Cuanto más se recojan, más vamos a aprender», concluye.

Fuente: redaccionmedica.com / imagen de archivo.

Scroll al inicio