19/07/2024

nada personal, solo información

Camino de la profesionalización y la mejora de las condiciones laborales y salariales de la dependencia

«Tanto la administración como las empresas toman el camino más fácil, desprofesionalizar el sector». La Federación de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO en Cantabria ha recalcado la importancia de profesionalizar y mejorar las condiciones laborales y salariales en el sector de la dependencia ante la decisión de permitir contratar personal sin cualificación por la falta de trabajadores y trabajadoras en las residencias cántabras.

Carlos Ateca, Secretario de Negociación Colectiva de la Federación de Sanidad, critica que “tanto la administración como las empresas toman el camino más fácil, desprofesionalizar el sector”. En este sentido, se pregunta “si esta medida tendría efectos en un escenario de pleno empleo”.

“Desde CCOO, reclamamos mayor financiación por parte de las administraciones para mejorar las ratios de personal y disminuir las cargas de trabajo”, incide Ateca, que insta a la Consejera de Empleo y Políticas Sociales “a llevar la iniciativa e implicar a todos los partidos políticos con presencia en el Parlamento autonómico para que presten su apoyo a un incremento presupuestario que reconozca el trabajo que se realiza en las residencias”.

Las necesidades, como recuerda el sindicalista, “están marcadas en las reuniones en el año 2021 en el ICASS entre asociaciones patronales y sindicatos, en las que se establecieron unos objetivos de ratios para mejorar las cargas de trabajo y la atención a los usuarios”

“Estas necesidades se deben trasladar al arco parlamentario para que se financien, donde ya hubo unanimidad en modificar la ley para asumir las subidas salariales procedentes de la negociación colectiva”, indica.

Ateca remarca que se trata de “un sector altamente feminizado, con una alta siniestralidad y muy medicado que no se puede sostener con bajas retribuciones y malas condiciones de trabajo”. La solución que adopte la Administración, en cambio, “tiene que ser cortoplacista y garantista de que los y las usuarias sean atendidas por profesionales cualificados” y las empresas, por su parte, “deben comprometerse a cumplir el convenio colectivo, sentarse a negociar el nuevo y mejorar las condiciones laborales y salariales, con unas cargas de trabajo razonables y salarios dignos”.

En Cantabria hay catorce centros para cursar estudios de Técnico en cuidados auxiliares de enfermería y ocho en los que se imparte atención a personas en situación de dependencia –titulaciones exigidas para el trabajo de gerocultora-; “el alumnado que termina estos estudios cada año es suficiente para exigir la titulación para la prestación de servicios en residencias, pero es fundamental mejorar las condiciones salariales y laborales para dejar de enfrentarnos al mismo problema de siempre”, reivindica Ateca, que remarca que “no es que no haya profesionales, es que se dedican a otras actividades por ser este un sector mal pagado, mal tratado y con pocas esperanzas de cambio”.

Scroll al inicio