13/07/2024

nada personal, solo información

España necesita 350 nuevos jueces al año hasta 2033

Ese ritmo de ingreso de nuevos jueces/as y de creación de nuevas plazas no daría fin a la sobrecarga de trabajo

La Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial ha tomado hoy conocimiento del Plan Estratégico para el decenio 2024-2033, un informe que cifra en 350 las plazas de juez/a que deberían convocarse anualmente durante los próximos diez años con el fin de poder cubrir las vacantes por jubilación, fallecimiento y renuncia que se vayan produciendo.

Este informe, que actualiza el Plan Estratégico aprobado en junio de 2023 para el decenio 2023-2032, se basa en datos cualitativos y cuantitativos y estimatorios (obtenidos realizando proyecciones sobre los próximos años) a partir de los cuales se pueden identificar las necesidades de aumento de la plantilla de integrantes de la Carrera Judicial y, por tanto, el número de plazas que deberían convocarse en el futuro próximo.   Con el objetivo último de garantizar el correcto desarrollo del servicio público de la Justicia, el Plan Estratégico pretende aportar al Ministerio de Justicia y a las Comunidades Autónomas con las competencias transferidas la información necesaria para facilitar su planificación en la adopción de las decisiones que a cada institución corresponden.

Según las conclusiones del estudio, en 2033 se estima, por un lado, que el número de unidades judiciales alcance una cifra de 6.554 y, por otro, que la plantilla de jueces/as y magistrados/as llegue a los 4.458 efectivos, datos que implican que para ese año habría 2.096 vacantes. En consecuencia, y con el fin de alcanzar el número de miembros de la Carrera Judicial mínimo necesario para cubrir las vacantes fruto de las jubilaciones que se vayan produciendo, a partir del momento actual deberían convocarse 350 plazas de juez/a anuales. Esta cifra se ha calculado partiendo de la hipótesis de que al mismo tiempo se crearán 70 nuevas plazas judiciales cada año.

Ese ritmo de ingreso de nuevos jueces/as y de creación de nuevas plazas no daría fin a la sobrecarga de trabajo que pesa sobre los órganos judiciales, ya que tal y como consta en un informe aprobado el pasado 4 de julio por el CGPJ, existe un déficit estructural de planta de los juzgados y tribunales que asciende a 421 unidades judiciales, cuya creación se considera imprescindible.

Elaboración del Plan Estratégico

Para la elaboración del Plan Estratégico se han tenido en cuenta diversas variables: número de plazas existentes en la actualidad, necesidad de incremento de unidades judiciales, creación anual estimada de plazas, número de plazas vacantes, convocatorias anuales de plazas tanto por el turno libre (jueces/as) como por el turno de juristas de reconocida competencia (magistrados/as) durante los últimos cinco años, jubilaciones por edad y por incapacidad, fallecimientos en la última década y situación de la justicia interina (sustitutos y suplentes).

A 24 de junio de 2024, el número de plazas en juzgados y tribunales asciende a 5.854, de las que 3.938 son plazas en órganos unipersonales (4 de las cuales no han entrado en funcionamiento aún) y 1.916 en órganos colegiados. Un número de plazas que se considera “manifiestamente insuficiente”, tal y como se desprende del hecho de que sumen 202 los órganos sobre los que se ha acordado alguna medida de refuerzo.

En los últimos años, el CGPJ ha venido señalando la necesidad de creación de unidades judiciales. Desde 2019 hasta 2023, se ha venido generando un déficit de unidades judiciales derivado de la diferencia entre el número de las necesarias y las creadas, tal y como se resume en el siguiente cuadro. Respecto a 2024, el CGPJ no tiene constancia de la previsión de creación de nuevas unidades judiciales.

Otra de las variables que el Plan Estratégico tiene en cuenta es la previsión de creación de nuevas unidades judiciales para el decenio analizado. El cálculo, realizado en base a los datos de ejercicios anteriores, arroja una estimación media de 70 nuevas unidades judiciales al año.

Respecto a las vacantes, a 3 de junio sumaban 277. A ellas deben sumarse las derivadas de la imposibilidad del CGPJ en funciones de realizar nombramientos discrecionales, tal y como establece la LO 4/2021 de reforma de la LOPJ: 16 vacantes en el Tribunal Supremo (sólo las que deben cubrirse entre miembros de la Carrera Judicial y no por el turno de juristas) y 22 vacantes generadas como consecuencia de renuncias, jubilaciones o fallecimientos de presidentes de sala de tribunales superiores de justicia, presidentes de sala de la Audiencia Nacional y presidentes de Audiencias Provinciales.

Se trata de 38 plazas de las que han quedado excluidas las causadas por finalización de mandato (pues siguen cubiertas en funciones hasta que pueda realizarse el nombramiento), las de magistrado/a autonómico/a y las correspondientes al 5º turno. Es decir, se contabilizan aquellas que han quedado efectivamente “vacías”.

Ingreso de nuevos jueces/as

El ingreso de nuevos jueces/as en las sucesivas convocatorias de plazas por el turno libre ha sido de 190 en 2018; 180 en 2019; 168 en 2020; 139 en 2021; 120 en 2022 y 120 en 2023. Por el turno de juristas (4º turno), ingresaron 12 en 2018; 50 en 2020 y 85 en 2023.

El Plan Estratégico tiene en cuenta también que los 137 alumnos de la 73ª promoción de la Escuela Judicial ingresarán en la Carrera Judicial a finales de este año o a principios de 2025; que la 74ª promoción, que estará integrada como máximo por 121 alumnos, lo hará a finales de 2025 o a principios de 2026; y que los alumnos de la 75ª promoción (que por acuerdo de la Comisión de Selección serán 120) podrán ingresar a finales de 2026 o principios de 2027. Es decir, el número de nuevos miembros de la Carrera Judicial ya está comprometido hasta 2027.

Por el turno de juristas de reconocida competencia con más de diez años de ejercicio profesional, serán 85 los ingresos como resultado de las tres convocatorias que actualmente están en curso.   Las bajas por jubilación y por fallecimiento constituyen otra de las variables que se ha tenido presente en el estudio. Para ello, se ha hecho un cálculo estimado de las que se producirán en los próximos años a partir de las que tuvieron lugar entre 2013 y 2023.

Del mismo modo, se ha tomado en consideración el incremento sucesivo y posterior estabilización de la llamada justicia interina, un aspecto que preocupa al CGPJ por cuanto se considera que el llamamiento de magistrados/as suplentes y jueces/as sustitutos/as debería tener un carácter excepcional y subsidiario. Sin embargo, para el ejercicio 2024/2025, las Salas de Gobierno de la Audiencia Nacional y de los Tribunales Superiores de Justicia propusieron un total de 1.112 plazas.

Scroll al inicio