27/05/2024

nada personal, solo información

Íñigo Fernández (PP): «Las obras de las pirámides de Egipto se ejecutaron a mayor velocidad»

«Nudo de autovías de Torrelavega, 7 años; ampliar autovía Polanco y Bezana, 5 años; trayecto entre Burgos y Aguilar de Campoo,  40 meses; redactar los proyectos AVE entre Alar del Rey y Reinosa, 26 meses»

El diputado regional del PP y senador autonómico, Íñigo Fernández, señaló hoy en rueda de prensa que “las obras de las pirámides de Egipto se ejecutaron a mayor velocidad que las inversiones del Gobierno de Pedro Sánchez en Cantabria”.    Fernández aseguró que “las obras de los socialistas en Cantabria no empiezan nunca y cuando alguna empieza lo hace para no acabar nunca”. Prueba de ello, afirmó, es que para la ejecución del nudo de autovías de Torrelavega se necesitan siete años; para ampliar una autovía, que ya existe, entre Polanco y Bezana a un tercer carril se necesitan cinco años; para hacer un tramo de autovía en el trayecto entre Burgos y Aguilar de Campoo, sin ninguna complejidad técnica, se necesitan 40 meses; y para redactar los proyectos de la red AVE entre Alar del Rey y Reinosa se necesitan 26 meses.

Además, lamentó que algunas de estas obras estén ocasionando graves problemas porque están absolutamente paralizadas, o avanzan a un ritmo bajísimo, “prueba de ello son los inconvenientes que se están generando en la capital del Besaya, además de un enorme peligro para el tránsito de vehículos en esa zona”.

“Nosotros creemos, evidentemente no somos técnicos, que no debería llevar más de dos o tres años ampliar la autovía A-67 entre Polanco y Bezana. Adjudicar las obras con un plazo de cinco años significa que se empiezan las obras, pero que será el próximo Gobierno de España el que las termine”, destacó.

Para el diputado regional y senador autonómico, nunca antes un Gobierno de España trató peor a la región en materia de infraestructuras que el gobierno de Pedro Sánchez y destacó que “el Ejecutivo del Partido Socialista es el peor que ha conocido Cantabria en muchos aspectos, pero en concreto en el de las inversiones en materia de infraestructuras”.

«Esto es una tomadura de pelo. Esto es una ofensa a los ciudadanos», continuó diciendo el parlamentario cántabro quien aseguró que «llevan seis años con promesas, con palabras, con anuncios, pero sin realidades. Llevamos seis años abandonados por el Gobierno de Pedro Sánchez».

Por todo ello, aseguró, el Gobierno de España tiene que replantearse su relación con Cantabria y destacó que las obras que esta región demanda, y ha solicitado en distintas ocasiones mediante acuerdos del Parlamento de Cantabria, tienen que activarse y se tienen que agilizar.    “No podemos seguir asistiendo a anuncios en los que se ocultan los plazos y después cuando conocemos el contenido de esos acuerdos, descubrimos que son plazos larguísimos como este del tercer carril entre Polanco y Bezana que es de cinco años”, señaló.

Para Iñigo Fernández, «es preciso agilizar esos trabajos, creemos que es preciso acortar los plazos», si bien apuntó que «esto es clamar en el desierto. No nos escucha, no nos atiende, no le interesamos en absoluto».   «Hay una voluntad política evidente de provocar que estos contratos se alarguen en el tiempo y no se terminen nunca.Probablemente para no tener que hacer frente a los pagos que significa para la Administración firmar un contrato y encargar un trabajo», subrayó.

El diputado regional del PP y parlamentario nacional, pidió que la sociedad de Cantabria «tome nota de cuál es el trato que este gobierno de España está dispensando a nuestra región».   En este sentido añadió que «trasladando el malestar de la opinión pública de Cantabria las instituciones seamos capaces de hacer llegar al Gobierno de España la indignación que existe en esta tierra en relación con las infraestructuras y sobre todo la indignación que suscita vernos insultados».

 

Scroll al inicio