La Gimnástica de Torrelavega ha empatado 1-1 en el campo de Urritxe de Amorebieta (Vizcaya) y la salvación para seguir en Segunda B está cada vez más complicada. El equipo de la capital del Besaya no reacciona ante la situación de poder perder la categoría. En el fútbol lo que suman, lo que cuentan son los resultados y la Gimnástica permanece impertérrita, no se mueve y cada domingo va despidiéndose de Segunda B. El equipo de 24 partidos disputados ha ganado 4, acumula 7 empates y suma 13 derrotas. Después de 24 jornadas tiene 19 puntos, es vicecolista y, sin haber jugado sus rivales la jormada del domingo, está a 6 puntos (2 partidos) de empatar con el puesto de salvación.

El domingo recibe al Leioa, quinto clasificado del grupo.

Imagen, campo del Urritxe en Amorebieta (Vizcaya).