La presidenta del Partido Popular de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga, ha pedido a toda la organización que eche el resto porque nada está escrito y el vuelco es posible en las elecciones del 10 de noviembre.
Vamos a forzar la máquina a tope para dar todo lo que podemos dar, para que los ciudadanos unan en las urnas lo que algunas fuerzas políticas no han querido unir, para que el vuelco se produzca y para que España tenga el presidente que merece, porque eso tendrá consecuencias en Cantabria y todas buenas”, ha dicho.
Según ha explicado la dirigente popular, el PP va a hacer en estas elecciones el más difícil todavía, porque va pelear por ganar sin dejar de lado a Cantabria y a los cántabros, que necesitan al partido más que nunca. Y ha pedido trabajo, máxima implicación, máxima ilusión, máxima colaboración y máxima coordinación.
Os pido que echemos el resto”, ha dicho Buruaga en su intervención en el Comité Ejecutivo del Partido, ante el que ha subrayado que estas son las elecciones de todos, de los alcaldes, de los números 1, de todos los miembros del comité y de toda la organización, porque pueden ser el principio del cambio.
La presidenta ha hecho hincapié en que el PP no deseaba otras elecciones, pero está preparado para afrontarlas y no las teme en absoluto puesto que suponen una oportunidad de mejorar el resultado electoral, de empezar a recuperar especio y a sumar en el centro derecha, porque cuando el Partido Popular suma, España y Cantabria ganan.
Buruaga ha dicho que el objetivo de la organización es ganar las elecciones en Cantabria adelantando al Partido Socialista, para colocar al Partido Popular más cerca de sacar a Pedro Sánchez de la Moncloa.
Según la presidenta del PP, conseguir al menos dos diputados y tres senadores es posible y está al alcance si el electorado opta por ser práctico, opta por el voto unido, necesario y útil.
Y ha pedido a los miembros de la organización que se dirijan a los ciudadanos con la verdad por delante, con moderación y con humildad, para convencerles de que no se puede tropezar dos veces en la misma piedra y transmitir el mensaje de que hay que sumar en torno al que puede ganar y el único que puede hacerlo en Cantabria es el Partido Popular. “Cualquier cosa que no sea votar al Partido Popular será hacer el trabajo a Pedro Sánchez”, ha añadido.
La presidenta ha anticipado que el Partido Popular va a hacer una campaña cercana, pegada a la realidad de la gente, en positivo y constructiva, con alternativa y sin descalificaciones.
El Partido Popular hablará de su proyecto político para los ciudadanos, “de un partido, de un líder y un equipo que sí han sabido estar a la altura, y de un proyecto claro para enderezar el rumbo de España”.